1997 - El manifiesto de los artesanos digitales - Richard Barbrook & Pit Schultz

From Dominios, públicos y acceso
Jump to navigation Jump to search

Texto

Fabricando el futuro

1. Somos los artesanos digitales. Celebramos el poder prometeico de nuestro trabajo y nuestra imaginación para dar forma al mundo virtual. Al hackear, codificar, diseñar y mezclar, construimos el futuro conectado a través de nuestros propios esfuerzos e inventiva.

2. No somos víctimas pasivas de las fuerzas incontrolables del mercado y los cambios tecnológicos. Sin nuestro trabajo diario no habría bienes o servicios para comerciar. Sin nuestra presencia activa las tecnologías de la información serían simple metal, plástico y silicio inertes. Nada puede suceder en el ciberespacio sin nuestro trabajo creativo. Somos los únicos sujetos de la historia.

3. El surgimiento de la red no significa ni el triunfo final de la alienación económica ni el reemplazo de la humanidad por máquinas. Por el contrario, la revolución de la información es la última etapa del proyecto emancipador de la modernidad. La historia no es más que el desarrollo de la libertad humana.

4. Vamos a dar forma a las nuevas tecnologías de la información en nuestros propios términos. Aunque se desarrollaron originalmente para reforzar el poder jerárquico, todo el potencial de la red y la informática solo se puede realizar a través de nuestro trabajo autónomo y creativo. Transformaremos las máquinas de dominación en tecnologías de liberación.

5. Contribuiremos al proceso de emancipación democrática. Como artesanos digitales, nos uniremos para promover el desarrollo de nuestro trabajo. Como ciudadanos, participaremos en la política republicana. Como europeos, ayudaremos a romper las barreras nacionales y étnicas tanto dentro cuanto fuera de nuestro continente.

El momento actual

6. Hoy en día la libertad a menudo consiste solo en elegir entre diferentes productos más que en la capacidad de determinar nuestras propias vidas. En los últimos doscientos años, el sistema fabril ha aumentado dramáticamente nuestra riqueza material a costa de eliminar toda participación significativa en el trabajo. Incluso los miembros más pobres de las sociedades europeas pueden vivir ahora mejor que los reyes y aristócratas de tiempos pasados. Sin embargo las alegrías del consumismo generalmente están constreñidas al aburrimiento en la mayoría de los trabajos.

7. Desde 1968 el deseo de aumentar las recompensas monetarias ha ido acompañado cada vez más de demandas por una mayor autonomía en el trabajo. En la Unión Europea y en otros lugares, los neoliberales han tratado de recuperar estas aspiraciones a través de sus políticas de mercantilización y privatización. Si somos trabajadores talentosos en las industrias “punteras” como el hipermedia y la informática, los ideólogos californianos nos prometen la posibilidad de convertirnos en empresarios ricos y famosos. Quieren reclutarnos como miembros de la “clase virtual” que busca dominar las industrias de hipermedia y computación.

8. Sin embargo, estas panaceas neoliberales no ofrecen soluciones reales. Las políticas de libre mercado no solo brutalizan nuestras sociedades e ignoran la degradación ambiental. Sobre todo, no pueden eliminar la alienación en el lugar de trabajo. Bajo el neoliberalismo, a los individuos solo se les permite ejercer su propia autonomía al hacer negocios en lugar de cosas. No podemos expresarnos directamente mediante la construcción de artefactos virtuales útiles y hermosos.

9. Para aquellos de nosotros que queremos ser verdaderamente creativos en hipermedia y computación, la única solución práctica es convertirse en artesanos digitales. La rápida difusión de la computación personal y ahora la red son las expresiones tecnológicas de este deseo de trabajo autónomo. Escapando de los pequeños controles de la fábrica y la oficina, podemos redescubrir la independencia individual que disfrutan los artesanos durante el protoindustrialismo. Nos regocijamos en el privilegio de convertirnos en artesanos digitales.

10. Creamos artefactos virtuales por dinero y por diversión. Trabajamos tanto en la economía monetaria de consumo cuanto en la economía del don de la red. Cuando aceptamos un contrato, nos complace ganar lo suficiente para pagar nuestras necesidades y lujos a través de nuestro trabajo como artesanos digitales. Al mismo tiempo, también disfrutamos ejercitando nuestras habilidades para nuestra propia diversión y para la comunidad en general. Ya sea que trabajemos por dinero o diversión, siempre nos enorgullecemos de nuestras habilidades artesanales. Nos complace llevar los límites culturales y técnicos lo más lejos posible. Somos los pioneros de lo moderno.

11. El renacimiento de la artesanía no es un regreso a un pasado empobrecido y poco tecnológico. Los trabajadores calificados están en mejores condiciones de afirmar su autonomía precisamente dentro de las industrias tecnológicamente más avanzadas. Los nuevos artesanos están mejor educados y pueden ganar mucho más dinero. En las primeras etapas de la modernidad, los trabajadores de las fábricas simbolizaban la promesa del industrialismo. Hoy como artesanos digitales expresamos ahora el potencial emancipatorio de la era de la información. Somos la promesa de la historia.

12. No solo admiramos el individualismo de los artesanos que nos precedieron, también aprenderemos de su sociabilidad. No somos egoístas pequeñoburgueses. Vivimos dentro de las instituciones altamente colectivas del mercado y del estado. Para mucha gente la autonomía en su vida laboral a menudo ha implicado también aceptar la inseguridad de los contratos a corto plazo y la retirada de las prestaciones sociales. Solo podemos mitigar estos problemas a través de nuestra acción colectiva. Como artesanos digitales necesitamos unirnos para promover nuestros intereses comunes.

13. Creemos que los artesanos digitales dentro de este continente necesitan formar ya su propia organización artesanal. En la modernidad temprana, los artesanos mejoraron su autonomía individual al organizarse en asociaciones comerciales. Proclamamos que la expresión colectiva de nuestro negocio será la red Europea de Artesanos Digitales (READ).

Los objetivos de la red Europea de Artesanos Digitales

14. Instamos a todos los que trabajan en hipermedia, computación y profesiones asociadas en este continente a unirse a la READ. Hacemos un llamado a los artesanos digitales para formar sucursales de la asociación en cada uno de los estados miembros de la Unión Europea y países asociados. Al formar la READ crearemos también un medio para forjar vínculos entre los artesanos digitales europeos y los de otras partes del mundo. Lucharemos por la cooperación lúdica y laboral con nuestros colegas artesanos de todos los países.

15. Creemos que la tarea principal de la READ es mejorar el ejercicio de nuestras habilidades artesanales. Al colaborar juntos podemos protegernos de aquellos que desean imponernos sus propios intereses. Al tener una identidad colectiva fuerte disfrutaremos de una mayor autonomía individual sobre nuestra vida laboral.

16. La READ celebrará nuestro genio creativo como artesanos digitales. La asociación actuará como la memoria colectiva de los logros de los artesanos digitales en Europa. Publicitará las “obras maestras” más sobresalientes hechas por sus miembros entre los comerciantes y el público en general.

17. La asociación será el lugar de encuentro para artesanos digitales a lo largo de toda Europa. La READ organizará festivales, conferencias y congresos en los que nos podremos reunir para organizar, discutir y festejar. Creemos que los artesanos digitales deben expresar su identidad colectiva celebrando juntos regularmente, en privado y en público.

18. La READ recopilará conocimientos detallados sobre el negocio en las diferentes regiones de Europa. Su objetivo será proporcionar información entre sus miembros sobre las mejores prácticas en contratos, acuerdos de propiedad intelectual y otros arreglos comerciales. La asociación también será una fuente de contactos en cada localidad para los artesanos digitales que busquen trabajo en diferentes áreas de Europa.

19. Creemos que lo que no se pueda organizar mediante nuestros propios esfuerzos autónomos solo podrán proporcionarlo las instituciones políticas democráticas. La asociación presionará por cambios en la legislación local, nacional y europea que mejoren nuestra vida laboral como artesanos digitales. Como ciudadanos preocupados, también apoyaremos el desarrollo total de servicios y prestaciones sociales públicas.

20. La READ hará campaña para que los gobiernos europeos pongan más recursos en la educación teórica y práctica de los artesanos digitales en escuelas y universidades. La asociación favorecerá los vínculos entre las instituciones educativas que enseñan hipermedia y computación en todo el continente. La READ cree también que la investigación financiada con fondos públicos es necesaria para el desarrollo pleno de nuestra industria.

21. La READ instará a la Unión Europea a lanzar un programa de obras públicas para construir una red de fibra óptica de banda ancha que una a todos los hogares y las empresas. Creemos en el principio del servicio universal: todos deberían tener acceso a internet al precio más barato posible. Ninguna sociedad puede llamarse verdaderamente democrática hasta que todos los ciudadanos puedan ejercer directamente su derecho a la libertad de información a través de la red.

22. Haremos campaña para la creación de “bibliotecas públicas electrónicas” donde los recursos educativos y culturales en línea estén disponibles para todos de forma gratuita. Se necesita inversión pública en métodos digitales de aprendizaje continuo para crear una sociedad de la información. La red debería convertirse en la enciclopedia de todo el conocimiento: el recurso principal para la nueva Ilustración.

23. Creemos que el papel de la economía del don en la tecnología punta debería mejorarse aún más. Como ha demostrado la historia de la red, la cultura DIY es ahora parte esencial del proceso de desarrollo social. Sin hacking, piratería, shareware y sistemas de arquitectura abierta, las limitaciones de la economía monetaria de consumo habrían impedido la construcción de la red. La READ también apoya el acceso abierto como medio para que la gente comience a aprender habilidades hipermedia y de computación. La promoción de la cultura DIY dentro de internet es ahora una condición previa para la construcción exitosa del ciberespacio.

24. Somos los artesanos digitales. Estamos construyendo la sociedad de la información del futuro. Nos hemos unido para promover nuestros intereses colectivos y los de nuestros conciudadanos. Estamos organizados como la red Europea de Artesanos Digitales. Súmate.

¡Artesanos digitales de Europa uníos!

Contexto

The Digital Artisans Manifesto del imaginario Sindicato Europeo de Artesanos ' Digitales fue enviado el 20 de mayo de 1997 desde una dirección de correo anónima a cargo de la organización ficticia Replay and Company UnLimited a Nettime, para el encuentro The Beauty and The East que se celebraría a finales de mayo en Liubliana (Eslovenia) y está registrado en los ZKP 4. Mark Stahlman envió una respuesta bastante sacrástica que cerró Robert Adrian con un comentario conciliador. En septiembre de ese mismo año reaparece en The Day of the Manifestoes durante el Hybrid WorkSpace de la Documenta X en Kassel (Alemania). En el año 2000 se incluye en Knowledge, Information, Communication, la exhibición del ZKM para la Expo 2000 en Hannover (Alemania).

Autoras

Pit Schultz es un artista, profesional de la computación y activista de internet nacido en Heidelberg, Alemania en el año de 1965 (4). Actualmente vive y trabaja en la ciudad de Berlín (5). Schultz, quien junto a Geert Lovink creo el género del “Net criticism” (4), es también uno de los fundadores de la lista de correo nettime.org (1995) y del laboratorio para creadores Bootlab (2000) (6). El autor también ha dirigido numerosas estaciones de radio con transmisiones en internet como Radio Internationale Stadt y reboot.fm (4).

Richard Bardbrook es profesor en la Facultad de Ciencias Sociales y Humanidades en la Universidad de Westminder (7). Estudió una licenciatura en Ciencias Políticas y Sociales en la Downning College de la Universidad de Cambridge, así como una maestría en Comportamiento Político en la Universidad de Essex y un doctorado en Política y Gobierno en la Universidad de Kent (7). Algunas de sus publicaciones más importantes sobre internet son The Hi-Tech Gift Economy, Cyber-communism, The Regulation of Liberty y The Class of the New (6). En 2007 publicó su estudio sobre el papel político e ideológico de las profecías de la inteligencia artificial y la sociedad de la información, Futuros imaginarios, el cual fue seleccionado por la Media Ecology Association como el ganador del Premio Marshall McLuhan de 2008 al Mejor Libro del Año en el campo de Ecología de los Medios (6).

Fuentes

(1) http://www.imaginaryfutures.net/2007/04/16/the-digital-artisans-manifesto-by-richard-barbrook-and-pit-schultz/

(2) https://twitter.com/richardbarbrook/status/968408214076317697

(3) http://www.hrc.wmin.ac.uk/theory-digitalartisansmanifesto3.html

(4) https://monoskop.org/Pit_Schultz

(5) https://transmediale.de/de/content/pit-schultz

(6) http://v2.nl/archive/people/pit-schultz

(7) https://www.westminster.ac.uk/about-us/our-people/directory/barbrook-richard

Archivo

Archivo:THE DIGITAL ARTISANS MANIFESTO.pdf

Enlaces

URL: http://www.ljudmila.org/nettime/zkp4/72.htm , http://www.nettime.org/Lists-Archives/nettime-l-9705/msg00122.html, http://www.imaginaryfutures.net/2007/04/16/the-digital-artisans-manifesto-by-richard-barbrook-and-pit-schultz/

Wayback Machine: https://web.archive.org/web/20010209042015/http://www.ljudmila.org/nettime/zkp4/72.htm